Historia
Historia

Un viaje al pasado de Buenos Ayres

En las barrancas del Zanjón sitúan algunos historiadores el sitio de la primera fundación de Buenos Aires en 1536.

 

Los restos de dicha ciudad nunca fueron encontrados pero nos queda el testimonio de Ulrico Schmidl, compañero del fundador Don Pedro de Mendoza y primer historiador del Río de la Plata.

 

Este Complejo se ubica en la última manzana de la zona sur de la ciudad fundada en 1580 por Juan de Garay (segunda fundación). Esta, la séptima, no era la última por casualidad sino por el hecho físico que por esta manzana corría un arroyo, uno de los tres que llevaban las aguas de los altos de la ciudad hacia el Río de la Plata, que en esos años estaba a sólo 150 metros de este espacio en lugar de los 2 km que nos separan de él hoy. Estos arroyos se denominaban los Terceros y este en particular, El Tercero del Sur, era conocido en este tramo como El Zanjón de Granados.

 

Bajo este importante edificio histórico del siglo XIX encontramos un tramo del desaparecido Zanjón, extendiéndose a lo largo de la manzana con restos de cimientos, muros, pisos, aljibes y pozos ciegos construidos y destruidos entre 1730 y 1865.

 

Durante el siglo XIX esta residencia fue originariamente una mansión perteneciente a una familia acaudalada española que devino en conventillo a principios del 1900.

 

El redescubrimiento accidental del entubamiento del Zanjón en 1985 permitió orientar la recuperación arquitectónica a las aéreas de arqueología e historia.

 

El visitante que traspone el portal de Defensa 755 descubrirá 4 siglos de vida porteña. Como resultado de las excavaciones arqueológicas que condujeron a una reinterpretación de la vida cotidiana de Buenos Aires de antaño, se exhiben utensilios, recipientes y objetos, mientras se observan restos de construcciones del 1700, 1740 y 1830, cisternas, aljibes y un complejo sistema de desagües que son una muestra única del sistema de control de la naturaleza de la ciudad colonial.

 

Incluida en la Guía de Patrimonio Cultural de la ciudad de Buenos Aires como la obra de recuperación arqueológica más importante de la ciudad y definida por el arqueólogo belga Johnny De Meulemeester como un "Sitio idea", esta obra refleja el resultado de más de 20 años de lucha e ilusiones.

 

El Zanjón es presentado en el Forum UNESCO 2004 Bs As como un ejemplo de gestión privada sobre temas de preservación de Patrimonio.

 

Cinco años después El Zanjón es convocado para exponer su experiencia como caso ejemplo en el Foro UNESCO de Turismo Sustentable de Sitios Arqueológicos (Bs As 2009).

 

En 2008 es convocado por el Gobierno de la Ciudad al Premio Internacional Gubbio de restauración y refuncionalización de edificios de valor patrimonial en los cascos históricos. En 2009 es elegido entre los 10 finalistas.

 

Los invitamos a revivir las historias que acompañan la existencia de El Zanjón y la ciudad en esos casi 500 años.